Financiación propia que es y su importancia

Financiación propia - VIDAFINANCIERA.COM
Financiación propia – VIDA FINANCIERA

La financiación propia es el acto de inversión de un particular, negocio, organización o empresa en sí mismo. Es decir es cuando un ente de cualquier tipo usa su propio dinero en catapultarse en la acción económica que desea competir en el mercado.

Es el tipo de financiamiento más importante porque comprende a la acción de mover capitales propios para hacer una acción económica, con la finalidad de tener una utilidad que haga que dichos capitales sean mayores.

La inversión propia también es el tipo de financiación con menos riesgos existentes, ya que la misma no representa una obligación jurídica con un externo u otra persona que tenga la disposición de nuestros bienes para poder solventar deudas provenientes de la financiación ajena.

¿Qué la financiación propia?

La financiación propia no es más que el uso en inversión del capital ahorrado de una persona, organización o empresa. Con la finalidad de hacer una acción económica que genere utilidad. Los intereses son las ganancias provenientes de una acción económica y son la razón fundamental de la financiación propia.

Si la financiación propia no conlleva un interés termina siendo parte de las pérdidas o pasivos de una empresa. Ya que si la financiación propia no lleva a tener ganancias significa qué parte del dinero o todo el dinero que una persona, organización u empresa que se usó en la financiación propia terminó como un gasto.

Cabe destacar que el financiamiento propio es aquel que proviene únicamente de las arcas de una organización o empresa. Es decir de sus propias cuentas, incluso si se consigue financiamiento propio a través de los mismos socios de una empresa este sería considerado financiamiento ajeno; ya que si la empresa no contaba con este financiamiento porque su dueño no lo disponía para eso y no era parte de lo que la empresa tenía disponible.

La importancia de la financiación propia

La financiación propia es la más importante en cualquier tipo de inversión, normalmente corresponde hacer el capital más grande invertido de cualquier persona o empresa. La financiación propia es la que normalmente se usa para pagar nómina, gasto publicitarios, y los gastos en el funcionamiento de la empresa.

Además es el principal requisito para obtener financiación ajena, es decir que si en cualquier proyecto nosotros no tenemos financiación propia es muy poco probable que podamos obtener financiación ajena. Por esa razón la importancia de todas las empresas de aumentar capitales para tener mayores beneficios en el sistema crediticio y bancario.

La financiación propia corresponden sí a todo el capital en riesgo de una empresa, ya sea en cualquier tipo de inversión económica, bursátil o de cualquier índole. La financiación propia es la parte más importante de los activos de una empresa y corresponden a los valores más grandes que una empresa puede tener. Además de que es la base fundamental del valor que puede contener una propiedad jurídica empresarial.

¿Por qué hace falta financiamiento propio para obtener créditos?

Existe una confusión en la sociedad que ha de creer que los créditos se pueden obtener por obtener. Pero la realidad no es así, por esa razón muchos emprendedores llegan es hasta la puerta del banco. Esto es debido porque una de las condiciones más importantes que un banco necesita para poder invertir su dinero es el hecho de que la persona o empresa que lo reciba Está invirtiendo también parte de su capital.

Normalmente los bancos en cualquier proyecto pueden dar hasta un 30% del capital a invertir. Incluso si se trata de un crédito personal ya sea para un automóvil, vivienda o cualquier tipo de crédito el banco pide una inicial que se puede aproximar al menos la mitad del precio total a pagar. Además de que pide cómo reserva las propiedades que una persona o empresa pueda tener para poder solventar las deudas que tengan.

De esa forma llegamos a comprender la importancia real de la financiación propia, del ahorro y de la buena inversión que pueda tener una empresa o persona para que pueda tener rentabilidad financiera. El primer paso para llegar a conseguir la rentabilidad financiera es la inversión propia ya que sin ella es imposible hacer cualquier acción económica que requiere una inversión de capital.

La financiación propia y el capital neto

Existe un concepto que se llega a confundir con la financiación propia en el mundo de las finanzas y es el de capital neto. El capitán neto no representa el monto total de la financiación propia, la financiación propia es un monto que proviene del capital neto. Cuando se habla de capital neto se refiere al monto Total que tienen las cuentas de una persona, organización o empresa.

En cambio cuando nosotros hablamos de financiación propia únicamente nos estamos refiriendo el dinero invertido por una empresa o persona. Si la financiación propia es igual al capital Neto quiere decir que todo el capital fue invertido por lo tanto la persona o empresa en sí no tiene dinero, pero si tiene un activo económico en proceso de conseguir ganancias.

Es normal que en empresas pymes pueda ocurrir en algún momento de la historia de las mismas que se use todo el capital Neto para poder hacer una acción económica, y en ciertas circunstancias donde el capital neto no es suficiente para poder hacer esta acción se requiere de financiación ajena.

Leave a Reply